BLOG DE FONCLISA

Cosas de obras e instalaciones.

Autoconsumo y domótica:

El autoconsumo está a la orden del día, la población cada vez tiene más conocimiento de que hay que cuidar el planeta y por ello se están estableciendo más hábitos para progresar esta condición.

¿Cómo colabora el autoconsumo al mundo?

El autoconsumo produce energía eléctrica gracias a unos paneles fotovoltaicos, de esta manera introduce la energía solar y la suministra a los hogares que utilizan este recurso. Por las noches, al no haber sol, se utiliza la energía que se almacena durante el día para que también puedan favorecerse de este servicio a pesar de que los paneles no están incorporando luz.

En España hay muchas empresas que se dedican a instalar paneles solares, hay de distintos materiales y con distintos rendimientos, según el uso que le quieras dar se emplearán de un tipo o de otro.

Los dos tipos de paneles más distinguidos por su material son:

  • Silicio policristalino: La resistencia es las abundante, pero su coste es más elevado.
  • Silicio monocristalino: Tiene menos resistencia y por ello el precio es más asequible.

En el año 2015, el gobierno español instauró una ley que fundamenta en la regulación del sol. Se denominó, impuesto al sol, también conocido como Real decreto 900/2015. Esta ley impartía un impuesto al sol para todos los consumidores que dispusieran paneles solares. Pero este último año cambió la  ley y las comunidades ya pueden beneficiarse de una instalación de autoconsumo en sus casas.

Los habitantes que dispongan paneles de autoconsumo en sus hogares podrán ser de dos tipos:

  • Autoconsumo conectado a la red: Los paneles dependen de una red de distribución a la cual tienen que estar conectados.
  • Autoconsumo no conectado a la red:Estos son los que más respaldan al consumidor, ya que puedes llegar a beneficiarte todo el recibo de la electricidad gracias al autoconsumo no conectado.

¿Qué es la domótica?

La domótica es la oportunidad de tener los electrodomésticos de tu vivienda conectado a la red wifi y por tanto poner en marcha tu lavadora, persianas e incluso la cafetera en aparatos inteligentes.

Esta técnica no solo te da la comodidad de poder controlar tu hogar por medio de tu móvil o de tu tablet, sino que también puedes reducir mucho dinero en tu recibo de agua, gas, luz etc… Todo esto es factible gracias al internet de las cosas.

Beneficios de la domótica:

Tener dispositivos inteligentes en tu hogar te dan una mayor facilidad a la hora de usarlos, ya que el mecanismo y funcionamiento es mucho más cómodo y sencillo. Lo que antes suponía un rato configurando  la lavadora, ahora solo tienes que sacar tu móvil y pulsar un botón para que se active el programa de lavado.

Y otra de las ventajas de la domótica es la seguridad que da al consumidor, ya que puedes prevenir que suceda un altercado doméstico como una fuga de gas o quizás dejar el horno encendido. Estos aparatos tienen autonomía para desactivarse solos en caso de que fuera preciso.

En pleno siglo XXI internet está actualizado en todos los lugares y según la CEDOM (Asociación Española de Domótica e Inmótica) la domótica está en plena expansión y poco a poco se va a ir adaptando en más hogares.